Romantic moves to Madrid

Hace días que quería escribir este post. Las que me seguís en redes, ya lo sabéis, pero este mes de agosto viene cargado de cosas buenas. A finales de mes, me mudo a Madrid. Nuevo trabajo, nueva casa, nueva vida,... Muero de ganas de empezar esta nueva etapa.

Estos últimos meses han sido un poco locura, mucho viaje Barcelona-Madrid, muchos sueños, ilusiones en una maleta,... Pero, al final, todo ha válido la pena.

La búsqueda de piso fue un poco agobiante, porque sin estar en la misma ciudad, se complica un poco. Hice mucho filtro, miré y remiré y después de dos escapadas a Madrid, por fin, encontré, el sitio ideal para mi. Mi pequeño remanso de paz en la capital es un loft muy, muy, luminoso. La verdad es que el tema de la luminosidad fue lo que me cautivó. Dicen que cuando entras en tu casa, lo sientes... Cuando abrí la puerta de mi piso, sentí un flechazo al momento. Enseguida supe que era ése.

Ahora mismo estoy en plena etapa de cajas, cajas y más cajas,... Parece mentira lo que se llega a almacenar a lo largo de una vida. Ando como loca, recuperando muebles familiares, mirando muchos blogs de decoración para coger ideas. Poco a poco os lo iré enseñando. A medida que vaya cogiendo forma. Tengo algunas ideas claras y otras, poco a poco,... Una casa no se hace de hoy para mañana.

Mientras tanto sueño con esta nueva etapa en mi nueva ciudad. ¡Muchas ganas de Madrid!


















pics vía: disfrutamadrid.com. capx.co, wikipedia, pinterest

Publicar un comentario